Flash Note

Europa: ¡no se deje engañar por las apariencias!

por
05.09.2019

Aunque, a simple vista, existen pocos motivos para mostrar entusiasmo por Europa, hay muchas razones para ser optimistas si sabemos dónde buscar. Escuche los comentarios de Mark Denham, nuestro responsable de Renta variable europea, sobre las oportunidades en Europa.


Existen muchos negocios de gran calidad en Europa entre los que los inversores pueden elegir

- Mark Denham, Head of European Equities

Descubra los Fondos gestionados por Mark Denham:

Carmignac Portfolio Grande Europe

Carmignac Portfolio Patrimoine Europe


“Europa se enfrenta a numerosos desafíos, especialmente las negociaciones sobre los presupuestos entre el Gobierno italiano y la Comisión Europea. El crecimiento económico en Europa es relativamente modesto frente a otras regiones: muestra un crecimiento del PIB del 1% - 2% frente al nivel del 2% - 3% o más de EE.UU. y obviamente los mercados emergentes registran un nivel muy superior. Por tanto, en Europa no nos beneficiamos de un contexto propicio que impulsa a todo el mercado. Y, por supuesto, la cuestión del brexit es un obstáculo que Europa debe superar. Pero, si pensamos en Europa, es un conglomerado de más de 20 países, por lo que siempre se produce algún acontecimiento político o macroeconómico o existe algún tipo de desafío en el horizonte. Creo que cualquier inversor en renta variable europea debe recordar que está invirtiendo en un horizonte temporal de 3 a 5 años o más y que es inevitable que estos acontecimientos generen volatilidad. No obstante, deberíamos tratar de beneficiarnos de ellos en vez de permitir que dicten nuestro razonamiento.

En última instancia, buscamos invertir en compañías sólidas. Estas empresas no se van a ver demasiado afectadas por estos acontecimientos, y deberíamos aprovechar cualquier episodio de volatilidad como una oportunidad de inversión. Nuestro estilo de inversión siempre se centra en las empresas con mejores perspectivas a largo plazo, que pueden crecer de forma independiente y representan oportunidades de crecimiento sostenido. Con el fin de identificarlas, contamos con un enfoque de inversión exclusivo centrado en las empresas que han mostrado una rentabilidad elevada y sostenible en el pasado y que también invierten a nivel interno para ampliar su negocio en el futuro. Así, para nosotros, la incorporación de factores ESG a nuestro proceso de inversión está vinculada a esas empresas con las mejores perspectivas a largo plazo. Por tanto, no se trata de una restricción adicional, sino de un componente del tipo de empresas que buscamos.

No olvidemos el hecho de que en Europa existen muchas empresas excelentes, líderes mundiales en sus respectivos sectores. Si analizamos la renta variable europea desde un punto de vista global, en los últimos años se han registrado rentabilidades muy sólidas en otras regiones impulsadas por el surgimiento de ciertos gigantes tecnológicos como Amazon y Facebook en EE. UU. y Alibaba y Tencent en los mercados emergentes… Estos gigantes han impulsado en los últimos años algunos mercados extranjeros y sus rentabilidades hasta niveles superiores a los de Europa porque en el Viejo Continente no han surgido estos gigantes globales en los últimos años. Creo que es fácil distraerse con esto, pero Europa tiene grandes líderes en algunos sectores. Por ejemplo, en el sector del lujo, tenemos firmas como Hermès, LVMH y Gucci, líderes en este sector. Europa es líder en energías renovables: Vestas y Siemens GAMESA son los dos fabricantes de turbinas eólicas más importantes del mundo. Las firmas de ropa deportiva Puma y Adidas también son líderes mundiales en sus respectivos sectores. Por tanto, Europa cuenta con muchos negocios excelentes para que los inversores pueden elegir. No debemos infravalorar la posición de Europa en el tablero global ya que tenemos varios líderes. Como he dicho, aprovechemos esas oportunidades y no nos distraigamos demasiado con lo que sucede en otras regiones.”